Tal y como el refrán dice “desayuna como rey, come como un príncipe y cena como un mendigo”. El desayuno es la comida más importante del día, no cabe duda. Pero, ¿realmente sabemos qué debemos desayunar? ¿tu desayuno diario aporta a tu cuerpo los nutrientes necesarios? Hoy os damos las claves para un desayuno saludable que te aportará la energía necesaria para afrontar la jornada.

Nuestro estilo de vida no siempre nos permite dedicar el tiempo suficiente a esta comida, nos despertamos con el tiempo justo y salimos con prisas cada mañana con un simple café en el estómago.

Salir de casa sin haber tomado un desayuno adecuado puede afectar a nuestra capacidad de concentración y a nuestro humor, provocando una sensación de malestar que con el paso del tiempo puede pasar factura a nuestra salud. Piénsalo, tu cuerpo no ha consumido ningún alimento durante unas 8 horas aproximadamente.

Para empezar el día puedes optar por un zumo de naranja, un té o una manzana.

Tomar cereales como por ejemplo la avena es una gran idea a la hora de tomar carbohidratos. Eso sí, evita los cereales refinados.

Lo más recomendable es que tu desayuno incluya un lácteo, una pieza de fruta y un cereal para empezar bien el día. Ten en cuenta que cada persona es diferente por lo que esto puede variar en función de cada caso.

 

 

 

Os dejamos algunas ideas para vuestros desayunos: 

Desayuno 1

2 tostadas con queso ligero

Una taza de yogurt

Un bol de piña

 

Desayuno 2

2 rebanadas de pan

Café con leche

Bol de fresas

 

Desayuno 3

Cereales al gusto con leche

Jugo natural al gusto

Café con leche

 

Desayuno 5

Café con leche

2 rebanadas de pan con queso ligero y rodajas de tomate

Una naranja y 3 nueces

 

Desayuno 6

Cereales con leche

Sándwich integral de atún

Una taza de avena o leche con café

Una pieza de fruta


Dedica tiempo cada mañana al desayuno, despierta un poco antes y desayuna tranquilamente, tu cuerpo lo agradecerá, vale la pena.